Con COVID-19 de Guinea Ecuatorial a París

La COVID-19, enfermedad también conocida como coronavirus, se ha extendido los últimos meses por todo el mundo. Por desgracia, los sistemas sanitarios de cada país no están lo suficientemente equipados para que todos los pacientes quieran confiar en un tratamiento local. En vez de ello, algunos pacientes con COVID-19 deciden tomar un vuelo ambulacia a otro país donde les espera una situación médica mejor.

La familia de un paciente VIP de Guinea Ecuatorial se encontró en una situación así. Su enfermedad por el coronavirus llegó a ser tan severa que se le tuvo que practicar la respiración artificial. Al mismo tiempo, seguía siendo altamente contagioso. Para hacer posible un tratamiento posterior óptimo, los familiares del paciente nos encargaron la realización de un vuelo ambulancia a París.

COVID-19: El transporte aislado de los pacientes es posible

Para el transporte de pacientes con COVID-19 es necesario tomar algunas medidas especiales para garantizar la seguridad del enfermo y al mismo tiempo evitar el contagio de la tripulación médica. Por eso, para el traslado del paciente no solo pusimos a disposición un avión ambulancia apto para personas VIP del tipo Bombardier Challenger 650. El transporte tuvo lugar con un sistema moderno de aislamiento llamado EpiShuttle.

El paciente yacía dentro del EpiShuttle cerrado herméticamente, de manera que ningún virus COVID-19 podía escapar al exterior. No obstante, a través de varios puertos o accesos al EpiShuttle, el equipo médico pudo realizar todos los procedimientos médicos necesarios por el estado de salud del paciente VIP. Gracias al uso del EpiShuttle, incluso un familiar pudo acompañarlo y permanecer cerca del paciente durante el vuelo ambulancia.

De Malabo a París

Antes de llevar a cabo el vuelo, ayudamos a los familiares del paciente a solicitar con éxito la autorización diplomática para el aterrizaje en París. De esta manera, nada impidió la salida puntual del Challenger 650 en el Aeropuerto Internacional de Malabo, ubicado en Malabo, la capital de Guinea Ecuatorial. Para el aterrizaje en París, utilizamos como de costumbre el aeropuerto Paris-Le Bourget, que está muy cerca del centro de la ciudad en el que la tramitación de un vuelo ambulancia es mucho menos complicado que en los conocidos aeropuertos parisinos Charles de Gaulle y Paris-Orly.

Así pudimos llevar hasta París a nuestro paciente VIP sano y salvo, para la gran satisfacción de sus familiares. Allí, el paciente sigue su tratamiento bajo unas condiciones óptimas. ¡Le deseamos una rápida recuperación!

Póngase en contacto con nosotros

Para los pacientes con COVID-19 también organizamos un vuelo rápido y seguro en ambulancia para todos los involucrados. Estamos a su disposición las 24 horas del día de todos los días de la semana y estaremos encantados de explicarle todas las posibilidades. Póngase en contacto con nosotros:

Volver al resumen